El Blog del Contable – El Blog de Antonio Guerrero
abr 15

Leido 3766 veces, 1 hoy

Un contable como Juan Palomo.

No hay comentarios - Deja un Comentario Imprimir esta entrada Imprimir esta entrada

griposoTengo que reconocer que mi estado físico es, en estos momentos, desastroso. Llevo unos días con decenas y decenas de pañuelos en los bolsillos y colocados encima de la mesa de trabajo que siempre me parecen pocos. Ya mi nariz ha dejado de existir, tan sólo se trata de un órgano que despide algo parecido al agua y que debe ser como la de un payaso de lo que me duele cada vez que tengo que acercar uno de esos pañuelos. Y si a eso tengo que añadir que todo el cuerpo lo tengo como si hubiese corrido la maratón ida y vuelta pues ya se harán una idea de mi estado actual. Patético, lo sé. En casa me dicen que vaya al médico, pero si lo hago pierdo toda la mañana y es literal esta apreciación, así que me aguanto y me tomo lo que creo es lo mejor. Ya sé que no está bien pero perder el tiempo de esa forma me cabrea, asi que hago como Juan Palomo, yo me lo guiso, yo me lo como.

Esta situación la vivo ahora y la he vivido cuando trabajaba para otros, que prefería automedicarme antes de estar una mañana en la sala de espera y estar predispuesto a coger algo de lo que los demás llevaban para que un médico me recetase lo que yo sabía que me iba a recetar. Además, de esa forma, el jefe siempre veía que, aún arrastrándome por los pasillos, usando todo el día el papel higiénico como pañuelo, tosiendo como un tísico y hablando en susurros, estaba ahí, al pie del cañón, en el puesto de trabajo. Como un héroe, vamos. Lo bueno de eso era que para los compañeros esa situación era el preludio de lo que ellos posteriormente tendrían que pasar, por lo que, mayoritariamente, se alegraban y se acercaban a mi con disimulada simpatía, asi cuando les tocara a ellos ya tendrían la justificación necesaria para quedarse en casa unos días. Me acuerdo de una de estas situaciones en las que un compañero me pidió que aguantara un poco más y que intentase ponerme peor para que así, cuando les tocara a ellos,  pudieran enlazar su baja por enfermedad con el puente de mayo en Madrid (todo un puente, la verdad sea dicha). ¡Qué genios eran!

En la situación actual, que ya coger el ratón me pesa y pulsar el teclado me cansa, cualquier cosa que tenga que hacer me parece un mundo y ya no les cuento si, encima, todo esto coincide con un calendario fiscal como el actual: mes de abril, mes de impuestos.

Me van a tener que perdonar pero tengo que ir terminando ya esta entrada, se me han acabado los pañuelos y ahora le toca el turno al papel higiénico, que tarda más en acabarse, aunque sea a costa de que mi nariz vaya engordando más, la pobre.

No sigan mi ejemplo. Si se encuentran mal, vayan al médico.

Hasta la próxima.

 

Antonio Guerrero

Etiquetas: ,
En esta entrada no hay comentarios. Añade el tuyo.

-Nota-: Ten en cuenta que me reservo el derecho de eliminar y/o modificar los comentarios que contengan lenguaje insultante, amenazador, spam u otras conductas no apropiadas en una comunidad civilizada. Si tu comentario no aparece puede ser por que "akismet" lo haya capturado, no por que haya sido censurado. Cada día lo reviso y lo coloco en su lugar. Ten paciencia y siento las molestias. Gracias.



Consulta en nuestra asesoría, beneficiarás a tu empresa.